22 de noviembre de 2008

Movimiento sindical habría sido financiado por el Estado

Pericias entregadas a la ministra en visita Amanda Valdovinos dan cuenta que la organización liderada por Misael Galleguillos habría sido, en parte, financiada con recursos entregados desde la Secretaría General de Gobierno.


Un informe pericial de la Brigada de Delitos Económicos (Bridec) de la policía de Investigaciones concluyó que la entidad gremialista -que perseguía empapar la política del catolicismo- autodenominada como Movimiento Revolucionario Nacional Sindicalista (MRNS) se habría financiado, en parte, con recursos obtenidos desde el Estado durante el régimen militar.

Fuentes allegadas a la indagatoria, indicaron que, a raíz de diversas diligencias ordenadas por la ministra en visita Amanda Valdovinos, los efectivos policiales concluyeron que existen presunciones fundadas de que dineros destinados al presupuesto del Ministerio Secretaría General de Gobierno habrían llegado hasta la agrupación.

Esto se habría concretado, mediante recursos que fueron asignados directamente hacia la Secretaría Nacional de los Gremios.

Por este motivo, la policía habría solicitado a la magistrada poder tomar declaración a las principales figuras que lideraron durante la década de los 80 este organismo. Esta petición fue acogida por la magistrada que despechó estas órdenes de investigar, que apuntan a los interrogatorios de Misael Galleguillos y al mayor (R) Raúl Lillo, pesquisas que se encuentran en desarrollo.

Galleguillos desempeñó funciones entre 1977 a 1982 a cargo de la Secretaría Nacional de los Gremios, lo que según fuentes ligadas a la causa, habría facilitado el desvío de fondos estatales al MRNS.

Estas funciones fueron realizadas por el dirigente, ya que en ese momento los vínculos entre ese gremio y el Ejército habrían sido muy estrechos, tanto así que el mismo Manuel Contreras fue quien lo nombró a cargo de esa repartición gubernamental.

Aspas

Una fuente informativa importante para la policía fue el sitio web www.aspas.cl, donde actuales adherentes a este organismo argumentan que el aporte más grande de los gremios, que funcionaron durante el régimen militar, fue el haberse instalado en la conciencia del trabajador con postulados del "nacional sindicalismo". En esta página se habría explicado la forma en que se enviaban fondos del presupuesto fiscal a este movimiento en particular.

Tras estas pericias, el sitio "extrañamente" habría dejado de funcionar, según señaló a La Nación una fuente vinculada a la indagatoria. Dentro de la orden de investigar, también se pidió el análisis de la constitución y del financiamiento del partido Avanzada Nacional (AN), fundado el 29 de enero de 1988 y que tuvo entre sus filas a ex miembros de Patria y Libertad y del Partido Nacional.

Respecto de este grupo, no se habrían encontrado presunciones, respecto a que existiera desvío de dineros del presupuesto nacional para sustentarlos.

Pero de igual forma, se entrevistó, en la cárcel de Punta Peuco, a uno de sus cabecillas: el ex jefe operativo de la CNI Álvaro Corbalán Castilla, quien habría negado tener conocimiento de la utilización de recursos de gastos reservados tanto a la entidad represora como al partido político. LN